STart Max

Sencillez nacida de la experiencia

Además de hacer gala de un nuevo diseño inspirado en la Generación Max, el STart Max también se ha reinventado en términos de funcionalidad y utilidad.

Este instrumento semiautomatizado y de dimensiones reducidas resulta tan impresionante como los modelos de mayor tamaño: nuevos menús de control de calidad y calibración y una gran pantalla táctil en color que le permite beneficiarse del estándar de interfaz gráfica de usuario de la Generación Max. En términos de características, es una solución completa: eficacia en la trazabilidad, posibilidad de archivar los resultados de los pacientes, controles de calidad, lotes de reactivos y conectividad moderna (a un SIL o STA Coag Expert, mediante un puerto USB, y posibilidad de conectar un lector de códigos de barras portátil)

Si diseño en forma de «gota» es un guiño a la estética de los logotipos de Stago, pero también está pensado para mejorar la comodidad de uso (gracias, por ejemplo, a la posición de los puntos de incubación y de medición, de los reactivos y de la pipeta, y de la pantalla inclinable).

El STart Max ofrece, por tanto, una combinación de modernidad y sencillez inspirada en su predecesor, el STart 4, cuya solidez le ha hecho merecedor de una gran reputación a lo largo de décadas.

Así, estos analizadores semiautomatizados pueden estar presentes en laboratorios de distintos tamaños: ya sea con pequeños volúmenes de pruebas de coagulación o como solución de apoyo para otros instrumentos de mayor tamaño de la Generación Max. No obstante, también pueden resultar interesantes como complemento de sistemas ópticos completamente automatizados que en ocasiones necesiten un método alternativo para derivar sus muestras problemáticas.

Top